Mira como goza la perra de mi tia

Yo desconocía que algunas mujeres se ponían muy cachondas cuando las llamabas perras, guarras, putas o cerdas mientras te las estabas follando y esto lo descubrí gracias a mi tía… Sabía que siempre fue una mujer muy liberal y de hecho la vería cada dos por tres con hombres, pero no conoces a una mujer hasta que no te acuestas con ella y os puedo asegurar que aún me sorprendo con las cosas que hace follando.

tia y sobrino