mi cuñada me calento demasiado

La novia de mi hermano más joven me había estado zorreando mucho pero lo del otro día ya fue demasiado. Mientras me encontraba apaciblemente viendo un partido de fútbol en la tele, la muy guarra se puso a masturbarse delante mía sin ningún pudor. Tuve que ponerle remedio a la situación haciéndole estallar el coño hasta que le regalé todo lo que la cerda andaba buscando: mi semen.

cuñadas