La novia de mi hermano es una guarra

Nunca imaginé que una chica de 19 años podría llegar a ser tan guarra como ha resultado ser la novia de mi hermano. La cerda me pidió que fuera a su casa a ayudarle con un trabajo de clase pero el único trabajo que le hice no tuvo nada que ver con sus clases precisamente. Por lo visto solamente quería probar una polla distinta a la de mi hermano.

cuñadas