Abuelo, préstame un poco de atención

El desespero de esta jovencita por follar en estas vacaciones se está convirtiendo en algo enfermizo. Como en el pueblo de sus abuelos no hay ningún chico joven al que se pueda pasar por la piedra, ha optado por intentarlo con alguien que seguro no le va a defraudar, su propio abuelo.

abuelo y nieta